El SMN y la gestión para la Reducción del Riesgo de Desastres | Servicio Meteorologico Nacional.

El SMN y la gestión para la Reducción del Riesgo de Desastres

En el Día Internacional para la Reducción del Riesgo de Desastres, te contamos cómo el SMN contribuye con alertas para la acción temprana. 




El Servicio Meteorológico Nacional (SMN) tiene un rol central en la provisión de información oficial asociada a fenómenos meteorológicos que suponen riesgos para la población y sus bienes.  

Con el propósito de promover una cultura de reducción del riesgo de desastres a nivel mundial, cada 13 de octubre se celebra el Día Internacional para la Reducción del Riesgo de Desastres (DIRRD). Esta fecha promueve la difusión, concientización y promoción de la prevención, mitigación y comunicación del riesgo como enfoque para generar acciones tempranas que minimicen los impactos negativos de las amenazas naturales y aumenten la capacidad de respuesta de la población. De este modo, se logra proteger a las personas, los bienes y el ambiente gracias a la toma de decisiones basadas en información precisa y oportuna.  

Este año, con motivo de la revisión de medio término de aplicación del Marco de Sendai, el lema se centra en el objetivo de la meta G: “Incrementar considerablemente la disponibilidad de los sistemas de alerta temprana sobre amenazas múltiples y de la información y las evaluaciones sobre el riesgo de desastres transmitidas a las personas, y el acceso a estos para 2030”. 

Desde 2020, contamos con la incorporación del Sistema de Alerta Temprana (SAT) que permite aumentar considerablemente la disponibilidad de información frente a distintas amenazas meteorológicas, mediante una comunicación adecuada y efectiva. Esta nueva herramienta permite a los usuarios visualizar los alertas vigentes sobre un mapa, que emplea una escala de colores indicando la severidad del evento pronosticado. El sistema incluye alertas por tormenta, lluvia, nevada, viento, zonda y temperaturas extremas; advertencias por niebla, polvo, humo y ceniza volcánica y avisos a corto plazo que informan a la población sobre la ocurrencia de ráfagas, granizo o lluvias intensas que son producidos por tormentas. El SAT del SMN es utilizado diariamente como herramienta para la planificación de acciones, atención de emergencias y gestión del riesgo de desastres en los distintos niveles de gobierno y sectores de la sociedad.  
 

El futuro de los sistemas de alerta temprana 

Actualmente, el proceso de mejora del SAT continúa en dirección de integrar el paradigma de los avisos y alertas basados en impacto. En función de ello, el SMN conformó un comité de trabajo intra e interinstitucional de expertos que han venido desarrollando capacidades en la materia. Asociado a esta misma línea, el organismo trabaja activamente en desarrollar metodologías y herramientas de registro y sistematización de eventos meteorológicos e impactos y daños socioambientales asociados en colaboración con alianzas estratégicas con el sector académico y organismos nacionales de gestión del riesgo de desastres. 

Además, el SMN es miembro del equipo de trabajo del “Proyecto para la predicción numérica hidrometeorológica y alerta temprana para ciudades vulnerables y densamente pobladas” (PREVENIR), financiado por el programa SATREPS. La propuesta contempla el desarrollo de nuevas tecnologías y estrategias de reducción del riesgo de desastres en la prevención de inundaciones repentinas, focalizándose en las cuencas Sarandí Santo Domingo (Buenos Aires) y Suquía (Córdoba). 

Durante la celebración del 150° aniversario del SMN, la directora Celeste Saulo, enfatizó el compromiso del organismo con el Marco de Sendai, fortaleciendo la articulación con el Sistema Nacional para la Gestión Integral del Riesgo (SINAGIR) y el Consejo Interinstitucional de Ciencia y Tecnología (CICYT). Esto remarca la importancia de contribuir eficazmente a la prevención y mitigación del riesgo. En el contexto de adaptación al cambio climático resulta clave generar planes de acción orientados a reducir los impactos negativos de los desastres desde una perspectiva centrada en la reducción del riesgo de desastres.